Fortaleciendo el abdomen

 

Recuperar el tono muscular del abdomen después de un embarazo no es tarea fácil. A mí me ha ayudado partir de una buena memoria muscular, pero, para qué nos vamos a engañar, también hay que currárselo aunque uno cuente con una buena genética. Lo que sí me está costando más es practicar yoga un mínimo de 2-3 veces a la semana y recuperar esa disciplina que implantaba fácilmente cuando no había niños en casa. No por eso mis ánimos decaen, aunque a veces pase una semana en blanco y me diga: ‘No pasa nada, no llegas a todo con dos niñas y tanto trabajo… Mantén tu voluntad’. Así que ahí voy, te muestro cómo fortalezco mi abdomen compartiendo contigo algunos de los ejercicios que hago cuando consigo rascar una pizquita de tiempo al día.

He escuchado muchas veces que los ejercicios de abdominales “clásicos” son muy perjudiciales después de un embarazo porque tienden a sacar la tripa hacia fuera y por eso recomiendan fortalecer primero el abdomen a través de los hipopresivos. Hablando con Olivia (profesora de Ashtanga Yoga), me comentaba que estos famosos ejercicios podrían ser algo que en el yoga está muy interiorizado: la contracción hacia dentro y hacia arriba del abdomen que acompaña muchas de las asanas. Quizá sea por eso que, en mi experiencia después de tener a mi primera hija, el yoga me facilitó recuperar mi abdomen de una forma natural.

Estos ejercicios que te muestro para fortalecer el core son un complemento a lo que mi abdomen ya trabaja durante mi práctica de Mysore. Quizá respiren un aire más de fitness que de yoga, pero los utilizo para ponerlo más fuerte y conseguir posturas de yoga como la de Bhujapidasana.

Fortaleciendo el abdomen | Vanesa LorenzoBhujapidasana

Fortaleciendo el abdomen | Vanesa LorenzoUpavista konasana

En los tres ejercicios que te muestro a continuación se trabaja, sobre todo, abdomen, hombros y glúteos. Ojo con la curvatura de la espalda, es importante que mantengas piernas y glúteos fuertes, la cadera arriba y alineada con tus hombros y el coxis hacia abajo. Si ves que tu espalda se arquea, significa que todavía no tienes la suficiente fuerza en las zonas de abdomen y lumbar. Estos ejercicios me resultan duros, así que no tengas ningún reparo en adaptarlos a tu nivel (reducir las repeticiones o el tiempo que mantienes la postura).

Ejercicio 1 

Los vídeos están acelerados y por eso te explico los tempos reales: en este hago 3 repeticiones con cada pierna; en las dos primeras sin mantener y en la última aguanto arriba 3 segundos.

Top y leggings de ALO Yoga

 

Ejercicio 2 

En este vídeo aguanto arriba 3 segundos en cada repetición. Si tu rodilla no llega a tocar tu frente, puedes quedarte a medio camino sin problema.

Ejercicio 3 

Aquí sucede lo mismo. Si tu rodilla no llega a tocar tu brazo, puedes también quedarte a medio camino. En este ejercicio, hago dos series de dos repeticiones con cada pierna.

Espero que no sólo la época del verano te haga ponerte las pilas y que estos vídeos te motiven a seguir cuidando tu cuerpo más allá de la operación bikini.

¡Suerte!
V.

  • Share on Facebook
  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

Mis imprescindibles en negro

 

Está claro que el negro es el rey de muchos de nuestros fondos de armario. Es un recurso fácil y seguro del que todos tiramos en muchísimas ocasiones, y aunque también soy una enamorada de la magia del colorido, del eclecticismo, de las mezclas y de los estampados, hoy te enseño las últimas piezas que se unen a mis imprescindibles, must-have black.

Martina Blazer de Masscob. Sé que esta chaqueta se quedará en mi armario por mucho tiempo. Aúna los puntos fuertes de la marca: un excelente patronaje, tejidos nobles y, sobre todo, buen gusto. De 10.

Me enamoré de Masscob en París el pasado invierno cuando compré EL ABRIGO. Largo, de paño verde y con un exquisito corte, ha sido objeto de deseo cada vez que me lo he puesto. Me hizo feliz descubrir que esta marca, que se ha convertido en una de mis top of the list, es un “Made in Spain”, una marca gallega de alta calidad con un precio más que razonable y que cuida muchísimo el detalle.

Must Have Black | Vanesa Lorenzo

Must Have Black | Vanesa Lorenzo

Sandalias Legwrap de Stuart Weitzman. Stuart Weitzman es mi debilidad, como ya te expliqué en el post “The perfect boots”. No sólo adoro su buen hacer, si no también su personalidad. Esta sandalia es un fondo de armario sin duda alguna. Atemporal absoluto, emana sensualidad y elegancia en perfecto equilibrio.

 

Must Have Black | Vanesa Lorenzo

Must Have Black | Vanesa Lorenzo

Bañador Taha-Geometries Black de Reset Priority. A veces elegimos un bañador porque deseamos ocultar algo de nuestro cuerpo que nos incomoda. Es difícil dar con uno que además favorezca y estilice tu figura, pero esta pieza sensualiza tanto como un bikini gracias a sus cortes estratégicos, pequeñas transparencias y color.

 

Must Have Black | Vanesa Lorenzo
Must Have Black | Vanesa Lorenzo

Must Have Black | Vanesa Lorenzo

Bolso Neverfull MM de Louis Vuitton. Es la máxima expresión del timeless, un tote bag de lujo, una buena inversión y uno de esos bolsos que se convierten en un legado para tus hijas. Hacía mucho tiempo que buscaba un bolso de diario en negro. Me cuesta encontrar la elegancia en la piel de ese color y por eso acabo siempre inclinándome por los marrones, pero esta pieza es por fin ese bolso que llevaré día sí, día también.

vanesa-lorenzo-must-have-black-8

Must Have Black | Vanesa Lorenzo

Hasta pronto,
V.

  • Share on Facebook
  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

Mis menús de mediodía

 

Muchas de vosotras me habéis pedido que comparta algunos de mis menús y consejos de alimentación, he tomado buena nota y aquí estoy, con mis tres menús de mediodía favoritos del momento.

Organizo mi menú semanal por temporadas. Esta primavera estoy tardando un poco en introducir platos más ligeros y cambiar mi rutina de dieta semanal porque el tiempo no acompaña, por eso todavía mantengo platos consistentes como los potajes de legumbres. Suelo acomodarme sin querer, ya que no me resulta tan fácil mantener la creatividad en la cocina. Seguro que a ti también te pasa…

Me gustaría, a través de estos platos, explicarte una de mis guías en alimentación, la más básica: el equilibrio entre la ingesta de carbohidratos y proteínas, no sólo por proporciones en el día si no también por variedad en la semana. Creo que estos tres menús de mediodía que te enseño muestran perfectamente mi filosofía y practicidad en la mesa.

Vanesa Lorenzo | Mis menús de mediodía

Si has leído mis anteriores post de alimentación, ya sabrás lo que me gustan las legumbres y la importancia que les doy. Las lentejas son una de ellas. Las cocino de forma muy sencilla, con arroz integral, sin sofrito y con muy poca sal y pimienta. Todo en crudo y hervido. El tomate, la cebolla, el ajo, el pimiento rojo y el verde los trituro una vez hervidos y dejo a trocitos las patatas. Me gusta añadir alga wakame, que mantengo en remojo mientras se cocinan las lentejas, para aportar a mi plato una gran fuente de calcio, yodo, hierro, potasio, vitaminas del grupo A, B y C.

Suelo acompañar los potajes con ensaladas frescas. En este caso me he decantado por la de tomate cherry, muy dulce, con cebolleta y un buen chorreón de aceite de oliva virgen extra.

Vanesa Lorenzo | Mis menús de mediodía

Suelo tener en mi nevera algún cereal hervido, como el mijo o la quinoa, que funcionan muy bien como base o acompañamiento. En este plato he combinado mijo, brócoli y pechuga de pollo consiguiendo un plato combinado equilibrado, completo y sencillísimo de preparar. Por eso, este menú es también muy buena opción para llevar al trabajo en un tupper. El mijo no tiene gluten y me aporta, además de carbohidratos, proteína vegetal; el brócoli es más carbohidrato y la pechuga de pollo aporta una buena cantidad de proteína a esta combinación.

Vanesa Lorenzo | Mis menús de mediodía

El tercer menú que te enseño es íntegramente italiano y muy sabroso que cocino de forma saludable, ya que elaboro la salsa con ajo y tomate cherry natural, aderezándola al final con albahaca en crudo. No sobrecocino el tomate ni le añado azúcar a la salsa, tan sólo una pizca de sal. El queso parmesano es una de mis debilidades y siempre tengo un taco en mi nevera. Para la ensalada de rúcula lo corto a láminas y para espolvorear la pasta, lo rallo. A veces también corto taquitos como snack.

En este caso, como ves, la cantidad de proteína es muy escasa y tan sólo encontramos un poco en el parmesano. Por eso, cuando mi menú de mediodía lo lidera el carbohidrato, me aseguro de tomar una gran cantidad de proteína durante el resto del día.

Espero haberte dado alguna idea para renovar alguno de tus menús.

Bon appétit!

  • Share on Facebook
  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

Nada es perfecto

 

Nada es perfecto. Una verdad aplastante y la ventana desde donde miro al mundo.

Aceptar nuestras imperfecciones (no sólo físicas), observarlas y dejar que sean observadas, aprender de ellas y no mirar hacia otro lado es mostrar lo imperfecto y requiere una gran valentía. La actitud de ponerse en duda y cuestionarse puede parecer inseguridad, en cambio a mí me parece un ejercicio saludable que te da la oportunidad de rectificar y evolucionar.

Qué importante es la capacidad de coger perspectiva, cambiarse la gorra… Te das cuenta de que quizá no estás haciendo las cosas tan bien como creías. Estar rodeada de personas sinceras y en las que confío plenamente me ayuda. Son mis otros ojos que me acompañan, me alertan y confrontan mi imperfección. El yoga también lo hace, de una forma muy directa pero amable. Infinidad de veces, pequeños y grandes gestos de imperfección se apoderan de mi práctica convirtiéndola en la mejor metáfora de lo imperfectos que somos. La precisión, o perfección, es muy difícil de lograr, pero tampoco es ese el objetivo así que vuelvo a mi filosofía de la ACEPTACIÓN. El yoga es como la vida, un aprendizaje de largo recorrido donde las dificultades que te abordan se afrontan como tú elijas; puedes frustrarte o puedes cargarte de motivación para continuar y canalizar tu energía de forma positiva. Tú tienes el poder.

Nada es perfecto | Vanesa Lorenzo

Qué imperfecta e inesperada es la vida, a veces muy bella y otras muy injusta. Así es su naturaleza y así hemos de aceptarla.

“Nada dura, nada está completo, nada es perfecto”
Richard R. Powell.

  • Share on Facebook
  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

Retomando mi práctica de Mysore

 _
Mi hija Maria ya ha cumplido 4 meses y la disciplina vuelve a encontrar un hueco en mi rutina retomando mi práctica de Mysore.
 _
Te explico de forma muy breve cómo es el tipo de yoga que practico: Mysore es una práctica de Ashtanga Vinyasa yoga que ideó y enseñaba Pattabhi Jois en la ciudad india que le da su nombre, Mysore. Es una autopráctica y existen seis series. Aunque se pueda practicar de forma colectiva, cada individuo sigue la serie que corresponde a su nivel.
 _

Nuestro tempo suele estar acelerado y siempre estamos ocupados realizando tareas. Esta práctica te obliga a desviar la atención de tu mente hacia tu cuerpo ya que requiere memorizar la secuencia y sincronizar el movimiento con la respiración. Además, mucha gente la define como masculina por la fortaleza física y resistencia que se necesita. Quizá todas estas características son las que han enganchado a Occidente a esta práctica, ya que suele ser mucho más difícil para nosotros calmar nuestra mente desde una postura de reposo que “machacando” nuestro cuerpo. Quizá te parezca todo muy complejo, pero esta práctica es fluir y cuando la tienes muy interiorizada empiezas a sentir el beneficio físico y mental de una forma natural.

Si no hubiera pasado por un parto, retomaría esta práctica “a tope” activando mi musculatura sin más cuidados que evitar lesiones genéricas. Pero, como no es el caso, he preferido hacerlo acompañada con la figura del profesor, que como siempre te digo es muy importante sobre todo en los inicios y para mí ahora es como un nuevo inicio.

Olivia es la profesora de Ashtanga Yoga que me está acompañando en mi recuperación. Es experta en esta práctica ya que se formó en la misma ciudad de Mysore continuando su aprendizaje en Méjico de la mano de maestros reconocidos. Es fiel a su práctica y al compromiso de enseñar Ashtanga según las tradiciones y se mueve por el anhelo de expandir el conocimiento del yoga y sus beneficios, no sólo físicos si no también espirituales.
_
Me da pena no poder compartir contigo una práctica completa y guiada. De momento, mi tiempo sólo me ha permitido hacer estas cápsulas de vídeo y he elegido pequeñas secuencias que incluyen posturas de las que me gustaría hablarte.

Cápsula 1 – Trikonasanas

En Trikonasana, el primer triángulo, se enraízan los pies al suelo, se fortalecen las piernas y se trabaja la apertura de hombros y cadera.
 _
Parivrtia Trikonasana, el segundo triángulo, requiere equilibrio y rotación de hombros mientras mantienes la cadera mirando al frente. Abriendo el pecho y los hombros disfrutas del estiramiento y la torsión que requiere esta postura. No te preocupes si no puedes mantener esta postura con la pierna estirada, puedes doblar la rodilla. Es más importante que mantengas pies y manos bien apoyadas en el suelo.

Cápsula 2 – Parshvakonasanas

En Parshvakonuasana, postura del ángulo lateral, se trabaja muchísimo la flexibilidad de cadera y la fortaleza de piernas. La extensión del brazo marca la diagonal de tu cuerpo, trabajando todos los músculos de punta a punta desde tu pie enraizado en el suelo hasta los dedos de tu mano. Si te cuesta mantener la apertura de cadera, opta por acortar la separación entre tus piernas sin olvidar que la del frente se mantenga en 90º.

En Parivrita Parshavkonasana se añade la torsión a la postura. La que te enseño en el vídeo es la más avanzada, por eso te muestro dos variantes de nivel inferior:

En la primera opción, apoya tu torsión en tu pierna doblada juntando las palmas en el pecho sin olvidar la apertura de hombros y mirando hacia el techo.

Vanesa Lorenzo | Retomando mi práctica de Mysore

Si te sientes cómoda con el equilibrio, abandona el apoyo de tu rodilla estirando la pierna de atrás.

Vanesa Lorenzo | Retomando mi práctica de Mysore

En la segunda opción, ya sintiéndote cómoda con el equilibrio y manteniendo la fortaleza en ambas piernas, agárrate las muñecas por detrás potenciando la torsión. También aquí, no olvides abrir tus hombros y mirar hacia el techo.

Vanesa Lorenzo | Retomando mi práctica de Mysore

Vanesa Lorenzo | Retomando mi práctica de Mysore

 

Cápsula 3 – Purvottanasana

En Purvottanasana, postura de la tabla hacia arriba, implicas toda la musculatura abdominal, lumbar y de hombros. Es difícil mantener las rodillas mirando hacia arriba, por eso tienes que rotarlas hacia dentro activando la musculatura interior del muslo. Mantén hombros y pecho en el mismo plano, empujando el esternón hacia arriba. En el vídeo te muestro la contra postura para descansar con “el perro boca abajo”, pero si necesitas más alivio te recomiendo la postura Paschimottanasana o “pinza hacia delante”.

En este vídeo puedes ver un salto hacia delante metiendo las piernas entre los brazos, algo  que forma parte de la transición entre posturas de la práctica de Mysore. Como te puedes imaginar, esto hace mucho más dura la práctica ya que se repite muchas veces. Si estás cansada o no tienes el nivel suficiente, puedes sustituirlo por tan sólo dos pasos hacia delante.
Vanesa Lorenzo | Retomando mi práctica de Mysore

Si tu zona lumbar no está fortalecida ni tiene suficiente flexibilidad, opta por la segunda opción que te sugiero en la foto de abajo: Ardua Purvottanasana o postura de la mesa.

Vanesa Lorenzo | Retomando mi práctica de Mysore

En tu cuerpo y alma está el poder que necesitas para superar las limitaciones que traza tu mente.

Hasta pronto,
V.

  • Share on Facebook
  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

Los libros de Manuela

 

Creo que el pack de libros que compré en Madrid para mis hijas me hace más ilusión a mí que a ellas. Fue caminando por las calles de Chueca cuando nos topamos con lo que parece ser es una de las mejores librerías del barrio y dónde se rodó una secuencia de la película Truman (te la recomiendo).
Me gustaría compartir contigo la selección que hice allí con ayuda de Laia Aguilar, mi partner en el fantástico universo infantil The Animals Observatory. Ella es gran conocedora del mundo niños y me recomendó unos ejemplares preciosos que espero que lleguen a las manos de los hijos de mis hijas.

Pienso que la sensibilidad y criterio estético también se educa. Por eso además de buscar mensajes educativos con los que me identifico, busco belleza. Los de los autores Leo Lionni y Eric Carle son el perfecto ejemplo de lo que te hablo.

vanesa-lorenzo-libros-de-manuela-14 vanesa-lorenzo-libros-de-manuela-15

vanesa-lorenzo-libros-de-manuela-1

Pequeño Azul y Pequeño Amarillo de Leo Lionni; Mi primer libro de los Números, Mi primer libro de los Colores, Mi primer libro de las Formas y La Pequeña Oruga Glotona de Eric Carle; El Petit Príncep de Antoine de Saint-Exupéry y Babar de Jean de Brunhoff.

Tengo muy presente que los cerebros de mi hijas son como dos ordenadores en blanco. Una elección intrascendente como la de un simple cuento o un juguete, para mí es clave. Deseo que no lleguen a mis niñas mensajes en los que no creo, con cargas sociales (como el sentimiento de culpabilidad tan católico), prejuicios, roles sexistas o miedos…

Me meto mucho pressing pensando en la grandísima responsabilidad que tengo, pero como la perfección no existe y lo mejor es enemigo de lo bueno y sabiendo que no podré controlar todo lo que les rodee, me conciencio de que mi papel (entre muchos otros) es proporcionarles las herramientas necesarias y educarlas de la forma más libre y autónoma que pueda. Estos primeros libros son tan sólo una minúscula parte de los muchos otros recursos que quiero ofrecerles para que en un futuro puedan desenvolverse por ellas mismas en cualquier entorno e interpretar, gestionar y discernir de la mejor manera.

Uf… Me vienen tantas cuestiones a la cabeza para compartir contigo sobre este tema de la educación que mejor que lo deje para otros post. Por hoy ya está, dejo el ordenador y vuelvo a mis dos M (Manuela y Maria).

  • Share on Facebook
  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

Mis suplementos

 

Las necesidades físicas cambian y más aún después de un embarazo. Soy de las que piensa que una suplementación adecuada no es sólo aconsejable para sentirse bien en el ahora si no también para disfrutar de un buen envejecimiento, protegiendo los órganos y tejidos internos y externos además de poder prevenir problemas de salud.

Me aseguro de buscar el consejo de profesionales antes de tomar decisiones con respecto a mi salud, por eso y como en otros post ya te he contado, antes de añadir o quitar suplementos de mi pastillero lo consensúo con mis médicos de confianza después de una analítica completa.

Cuento con unos niveles de hierro muy óptimos ya que durante todo el embarazo fui muy constante en la toma de este oligoelemento, así que ahora lo abandono por un tiempo. Sé que me daré cuenta en seguida si vuelvo a padecer un poco de anemia (algo tan común en la mujer) ya que reconozco fácilmente los síntomas y siempre coincide con notarme cansada, algo que no llevo nada bien porque me gusta sentirme siempre con energía.

Recuperación postparto. Suplementos | Vanesa Lorenzo

Mantengo la vitamina C, un antioxidante que hace muchos años que me acompaña y me sienta de maravilla, noto que me ayuda a prevenir resfriados y sentirme fuerte; y los probióticos, que siempre tendrán su sitio asegurado (aunque los estudios que he leído sobre este tema hablan de lo difícil que es identificar el apropiado para tu flora y organismo).

Para este postparto he añadido algunos suplementos nuevos. Te cuento a grandes rasgos sus propiedades: colágeno con ácido hialurónico y magnesio, con propiedades antioxidantes para mantener fuertes las articulaciones y una buena piel; levadura de cerveza, para mantener el buen estado del sistema cardíaco y aportar energía; aceite de onagra, para asegurar buenos niveles de colesterol e hidratación interna; lecitina de soja, también un buen aliado para el tema del colesterol y el rendimiento intelectual; y un complemento completo y específico para fortalecer el pelo. 

Tomaré este cóctel durante sólo unos meses, ya que creo conveniente descansar y volver a analizar las necesidades del organismo pasado un tiempo.

 

  • Share on Facebook
  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

Viaje a Vietnam

 

Viajar es un pelotazo para la cabeza.

Mi estilo de vida nómada, que dejé hace 2 años, me permitía mirar de una forma más libre, en pluralidad de patrones culturales y alejándome de prejuicios. Me he dado cuenta en este viaje de que esos pelotazos los procesaba de una forma mucho más natural porque sentía que formaba parte de esa globalidad. Desearía seguir en esa línea, pero la monotonía que me ha “impuesto” mi maternidad me ha hecho sentir este viaje a Vietnam de una forma distinta: desde el asombro, observando casi como si estuviera mirando a través de una pantalla. Quizá me ha pasado porque una parte de mí no estaba ahí, estaba con mis hijas… quizá porque culturalmente Vietnam es algo tremendamente alejado de mis raíces… quí lo sá.

He acompañado a mi chico en lo que ha sido una de las iniciativas más buenas a nivel de marketing que he vivido, la campaña Trophy Tour de UEFA patrocinada por Heineken. El efecto fan del mundo fútbol es bestial. Mueve masas. El momento rockstar de Carles me ponía los pelos de punta, viendo cómo miles y miles de personas le aclamaban en cada una de las ciudades que visitamos. Durante 6 días, Carles no sólo ha dado ruedas de prensa promocionando la Champions si no que cada noche formaba parte de un macro evento con música en directo en el que los fans tenían la oportunidad de conocerle un poco más de cerca y ver el  preciado trofeo de la competición europea. Carles ha podido acercarse a sus seguidores vietnamitas que le han recibido con una grandísima acogida. Para esa gente, lo que ha sucedido en Vietnam estos días es lo más cercano a la Champions League que han podido experimentar y han mostrado una grandísima gratitud, algo precioso de lo que aprender. Reflexiono y pienso en lo privilegiados que somos los europeos contando con un facilísimo acceso a lo que deseemos.

Acompañados de las celebrities locales. Él es el mejor jugador de fútbol de Vietnam, Công Vinh, y ella es modelo y presentadora. 

Muy a mi pesar, sólo he podido conocer las grandes ciudades de este país. Es lo que tiene ir de consorte en viaje de trabajo, el itinerario no estaba en mis manos. Ho Chi Minh, Hoi An, Nha Trang, Dha Nang y Hanoi han sido nuestras paradas. Ruido y caos son las palabras que resumen mi impresión de estas ciudades, excepto Hoi An que fue un pequeño break de ese mega desorden ordenado que caracteriza muchas urbes de Asia.

He visto muchas sonrisas y amabilidad en estas “gentes”. Caras de entusiasmo que me imagino se deben al desarrollo que está viviendo el país. Algo que, en mi opinión, podrá perjudicar mucho a su preciada naturaleza y que me recuerda, desgraciadamente, a gran parte de nuestros litorales repletos de moles urbanísticas. Pero prefiero quedarme con pequeños guiños como recuerdo como la visión de coquetería y feminidad de las mujeres vietnamitas, siempre subidas en sus taconcitos. Algo que me sorprendió y me fascinaba observar.

No he podido indagar en profundidad en esta cultura, por eso me permito darte una pequeña impresión personal de lo que he visto en cada lugar.

Ho Chi Minh. La antigua Saigón es la ciudad más grande del país. Es la que me descubrió la barbaridad de cantidad de motos que transitan todas las ciudades de Vietnam. Al no contar con un servicio de transporte público competente, o casi inexistente, esta es la forma de desplazamiento que se ha impuesto. Podrás ver en mis fotos que a muchos de ellos les preocupa la polución y se cubren y protegen.

Hoi An. Lo definiría como una preciosa escenografía de tradición vietnamita. Un lugar romántico donde perderse en pareja.

Nha Trang. Un Benidorm en aguas vietnamitas.

Hanoi. Esta última es la ciudad más antigua del país, sucia y caótica como todas, pero para mí la más bonita sin duda. Disfruté muchísimo perdiéndome entre sus callecitas de sabor auténtico e histórico.

Como ya te he contado en algún otro post, desde que soy madre los viajes siempre están llenos de sentimientos contradictorios. Echo muchísimo de menos a mis hijas y vuelvo a encontrarme mirando sus vídeos y fotos una y otra vez en la lejanía. Pero este viaje me ha aportado tanto a nivel de pareja que sé que no puede más que beneficiar a mi relación con ellas y me alegro de haber ido. Sin darte cuenta, a veces se implantan dinámicas planas y grises entre la pareja cuando la rutina y las responsabilidades te absorben. Alejarte te da la oportunidad de reencontrarte, de refrescar la mirada y recuperar esas pequeñas complicidades que hacen que el enamoramiento siga latente. Mantener una pareja saludable y llena de complicidad es uno de los mejores pilares para la familia, y si yo me siento feliz y completa, ellas lo estarán también.

Comparto aquí contigo algunas de las fotos de mi álbum que te enseño al completo en Facebook.

 

 

  • Share on Facebook
  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

Buenos días, Vietnam

 

Me ha divertido este pequeño juego de pistas que empezó el martes por la noche, cuando mi chico y yo subíamos a un avión para volar varios miles de kilómetros. “¿Dónde nos vamos?”. Hoy resuelvo el misterio con las impresionantes vistas de la ciudad de Ho Chi Minh, en Vietnam, donde he venido en calidad de consorte.

Te contaré la experiencia de este viaje a mi regreso, pero aquí tienes un adelanto. ¡Hasta pronto!

  • Share on Facebook
  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

Mis secretos postparto

 

Con este post quiero compartir algunos secretos ya que sois muchas las que me habéis pedido consejos de belleza. Me encanta que surja una complicidad entre nosotras. Siento que compartimos las mismas preocupaciones y podemos ayudarnos mutuamente. Todas pasamos más o menos por lo mismo y entre mujeres nos entendemos, aunque no quisiera apartar al público masculino que espero que también pueda coger ideas de este post.

Imagino que recuperar la firmeza y el buen aspecto del abdomen después del embarazo es algo que no sólo me preocupa a mí. Veo que la constancia en la hidratación que he mantenido durante el embarazo me ha dado muy buen resultado ya que no tengo ninguna estría y mi piel ha vuelto perfectamente a su sitio. Por eso continúo ahora de forma muy metódica con reafirmantes e hidratantes en casa y los tratamientos de cabina en los que también me apoyo. Este segundo post-parto se beneficia de este ritual que ya conozco muy bien. Es muy simple: la piel necesita estar súper bien nutrida para recuperar la tersura. Todos los días, sí o sí.

vanesa-lorenzo-secertos-belleza-3Estos son algunos de los productos hidratantes con los que cuento en mi baño. Velatista antiestrías de ISDIN, Diamond body cream de Natura Bissé, Super Fit Size Zero de Rodial, Lipikar hidratante corporal de La Roche Posay y la colección Hammam de Rituals.

A veces el ombligo sobresale después de 9 meses de embarazo y no se recupera. Un médico amigo me recomendó un truco muy sencillo que me sorprendió: para devolverlo a su posición, utilizo una canica que sujeto con una braguita suficientemente alta y ajustada. Ojo con llevar fajas durante mucho tiempo después del embarazo ya que podría ser contraproducente para recuperar la fuerza en tu abdomen. Lo ideal es llevarlas durante un tiempo prudente como es la cuarentena.

Recuperación postparto. Suplementos | Vanesa Lorenzo

Te tengo que confesar que hay algo que me da mucha rabia y no entiendo: la competición absurda entre mujeres como la de callarse las cosas que te hacen bien. Aunque en ocasiones suponga desvelar tus secretos de belleza, como siempre le digo a mi hija Manuela: lo mejor en la vida es compartir. Por eso he decidido contarte algo muy íntimo impulsada por este sentimiento.

Desgraciadamente, me enteré demasiado tarde de una técnica muy sencilla para conseguir una cicatriz de cesárea recta, pero espero que las futuras mamás que me leéis y os enfrentéis a este tipo de parto se puedan beneficiar de ella. Consiste en que tu ginecólogo/a dibuje el corte de la incisión cuando estés todavía de pie para asegurar que la cicatriz quede recta y centrada, ya que en posición horizontal la barriga puede deformarse por el efecto de la gravedad y es mucho más difícil ser preciso. Yo no he tenido la oportunidad de que me lo hicieran así porque tanto yo como mi ginecóloga lo desconocíamos, pero sí que me aseguré de que me cosieran bien todos los planos internos y cerrar la cicatriz externa con hilo intradérmico.
Hay algo más: el cómo he cuidado, y sigo cuidando, la cicatriz. Uso Mepiform, unas láminas de silicona que reducen las cicatrices. Sé que no es un tratamiento muy económico pero a mi me ha dado tan buen resultado que merece la pena invertir en él.

También quiero contarte sobre los cuidados de mi melena. Estoy acostumbrada a mantenerla con muy buen aspecto, pero en mi primer postparto noté cómo mi cabello se debilitó perdiendo calidad y cantidad. Por eso, esta vez me he adelantado tomando un suplemento natural, Ultra Hair Plus,  justo después de dar a luz para fortalecerlo y prevenir su caída. Me está yendo de maravilla, noto mi cabello fuerte, sano y muy cuantioso, recuperando su aspecto habitual. Además le aporto luminosidad e hidratación añadiendo algunos productos a mis cuidados. Utilizo un champú nutritivo y reparador de Moroccanoil y aprovecho el tiempo del “momento baño” de mis niñas para aplicar a veces una mascarilla y otras un aceite hidratante (funciona tanto para cabello como para cuerpo), ambos de Leonor Greyl.

Espero que estos consejos te sirvan tanto como a mí y podamos compartir más secretos como estos entre nosotras.

 

 

  • Share on Facebook
  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest